miércoles, 5 de noviembre de 2014

¿Benefician los dibujos animados a los niños?

Los dibujos animados han sido un elemento imprescindible en el desarrollo infantil de los más pequeños desde el comienzo del siglo XX. Nuestros pequeños miran una media de dos horas de tv al día, según kidshealth.org. Mientras están viendo los dibujos, su cerebro procesa las todo, las imágenes gráficas, los colores, la información educativa, etc. Estos factores estimulantes para su cerebro producen tanto efectos positivos como negativos en su desarrollo. 

Con todo esto, el niño vive en un mundo de fantasía a través de sus juegos y de sus actividades diarias. Aún es pronto para que le preocupen las obligaciones ni las normas morales con lo cual puede permitirse hacer lo que realmente le gusta. Esta necesidad de fantasía le ayudará a formar su verdadera personalidad, a desarrollar su imaginación, su sensibilidad, sus sentimientos y su conciencia moral de lo que está bien o mal.

¿Que les aportan los dibujos animados?

Los dibujos animados es otra manera de aprender en la que el niño/a puede aprender normas, conceptos y actitudes, a través de sus héroes o personajes preferidos. Es nuestra tarea como padres controlar y manejar esta información para poder educarles en valores adecuados.

Si permitimos que nuestros hijos visualicen dibujos violentos, no podemos esperar que se comporten tranquilos, piensa que los niños aprenden por imitación, y viendo esto, actuará imitando y ejecutando los movimientos de su personaje favorito. 

Si nuestros hijos son aún pequeños, necesitarán personajes que les ayuden a formarse en la amistad, la paz, el compañerismo, la tolerancia, etc.

Otro de los beneficios que podemos encontrar en los dibujos es la estimulación del aprendizaje. Los dibujos animados ayudan a las maestras a reforzar y a alcanzar los objetivos de los programas educativos y ayudan a los pequeños de edad preescolar a alcanzar elevados niveles de aprendizaje. 

Las investigaciones indican que utilizar dibujos animados como material de clase estimula la motivación, el aprendizaje y el desarrollo social del niño. El uso repetido de los mismos personajes de dibujos animados ayuda a que los niños se sientan cómodos al expresar sus sentimientos y sus gustos y deseos mejorando sus HHSS. Un estudio de GILL estableció que los niños que emplearon material de trabajo con un personaje de dibujos animados aprendieron más que los niños que utilizaron el mismo material sin el personaje animado.

Los sentimientos de nuestros hijos también se pueden desarrollar a través de los dibujos, cuando el personaje "bueno" gane sentirá placer y alegría, cuando enferme alguien sentirá pena, etc. Si les observamos cuando están viendo la tv les veremos sonreír o asustarse mientras observan las escenas y eso nos demuestra que lo viven como real y los sentimientos que experimentan son reales, como cuando nosotros estamos viendo una película. 

¿Qué dibujos son adecuados según la edad?

Cada edad necesita unos dibujos determinados, estos apuntes pueden ayudarte a elegir:


 En la primera infancia, hasta los 5 ó 6 años debemos enseñarles dibujos, cuentos o juegos que ayuden a aprender conceptos y cosas nuevas, por ejemplo, las horas, los números, los días de la semana, etc. También podremos incluir los valores morales como compañerismo, amistad, etc.

Para esta franja de edad pueden ayudarte algunos vídeos como los de Baby Einstein, de los que hablamos hace unas semanas, en esta aplicación para tu móvil o tablet puedes encontrar muchos capítulos de manera muy sencilla, pincha en la imagen para descargarlo.




 A partir de los 6 años en adelante se incorporarán los sentimientos experimentados y las normas morales y sociales , nuevamente el compañerismo, la amistad, la tolerancia, la comprensión, etc, son principios fundamentales a modelar. Aparece la búsqueda de soluciones para un problema concreto, mostrar la posibilidad de que exista un final feliz , de que la solución se busca y se pone en práctica y se consigue solucionar el problema. La frustración aparece como parte de la vida y la necesidad de afrontarla con decisión, sin decaer. Todo esto está implícito en mucho dibujos.

Por otro lado tienen que enfrentarse al mal y quizás para ello sean precisos dibujos más fuertes por lo que nos dedicaremos a buscar aquellos que transmitan la diferencia entre el bien y el mal de manera simbólica, de tal manera que el niño no pueda llevarlo a la realidad. Dibujos en los que aparezcan peleas, asesinatos, muertes, etc, son contraproducentes.

Para conseguir el objetivo que buscamos podemos encontrar multitud de dibujos que les enseñan valores fundamentales, en esta aplicación para móviles y tablets puedes encontrar una selección que he realizado yo misma que puede ayudarte. Dibujos como Peppa Pig, cuentos clásicos, Caillou son buenos ejemplos que van a ayudarte! Descárgala pinchando AQUÍ o en la imagen 



 En la pre- adolescencia les gustarán a los chicos los dibujos más agresivos, de contenido más adulto, policía, ladrones, agentes de la CIA, etc. A las chicas les gustarán los dibujos y series más femeninas, con romances y otras cosas de "chicas". Permitir pero controlar que los vean  con moderación y con control, si notamos actitudes o razonamientos erróneos tendremos que intentar cambiarlos enseguida y razonar con ellos. 

Recordemos que la adolescencia es una etapa de descubrimientos y de búsqueda de emociones fuertes, y a veces, las buscan a través de sus personajes favoritos.

¿Qué dibujos son los que más le gustan a tus hijos?

Hasta el próximo día!

No hay comentarios:

Publicar un comentario