jueves, 24 de mayo de 2012

¿Tengo ANSIEDAD?

Hoy vamos a hablar de un tema muy extendido en nuestra sociedad, en nuestro día a día escuchamos en muchas ocasiones "Tengo ansiedad" pero...realmente sabemos ¿qué es y que síntomas tiene?. Vamos a verlo...

La ansiedad es una emoción normal que cumple una función adaptativa en algunas situaciones. Todos los seres necesitan poseer algún mecanismo de vigilancia para asegurar su supervivencia y la ansiedad cumple ese papel en numerosas situaciones. Por lo tanto, es normal, y deseable, que un ser humano tenga miedo cuando se avecina un peligro real. De hecho nuestro organismo está preparado para aprender a sentir miedo y ansiedad en determinadas circunstancias como una manera de prevenir situaciones peligrosas o dolorosas.

Sin embargo, a veces esta capacidad preventiva no funciona bien, y se producen falsas alarmas ante estímulos inofensivos. De esta forma nos encontramos frente a posibles trastornos de ansiedad.

Los trastornos de ansiedad se caracterizan por tener ansiedad o miedo como elementos principales del sufrimiento humano. Cada trastorno se refiere a un conjunto característico de síntomas y sensaciones que suelen aparecer en la misma persona.

Los principales trastornos de ansiedad son:

  • Agorafobia
  • Fobias específicas: a algún animal (perros, arañas, cucarachas...), a volar, conducir...
  • Fobia social
  • Trastorno de estrés postraumático
  • Trastorno obsesivo - compulsivo
  • Trastorno de ansiedad generalizada

Se calcula que entre un 15% y un 20% de la población padece, o padecerá a lo largo de su vida, problemas relacionados con la ansiedad con una importancia suficiente como para necesitar tratamiento. La mejora espontánea de los problemas de ansiedad es improbable. Sólo se produce en muy pocos casos. En la mayoría de los casos la ansiedad tiende a mantenerse, e incluso a extenderse y generalizarse. Tratar de sobreponerse a base de fuerza de voluntad, como piensan algunas personas, no es efectivo. Querer que los síntomas desaparezcan no da resultado, no es suficiente. Lo más conveniente es tratarse con la mayor brevedad posible. La gran mayoría de los casos mejoran siguiendo el tratamiento adecuado en cada caso.

SÍNTOMAS

Los síntomas característicos de la ansiedad son muy variados y pueden ser clasificados en diferentes grupos:

FÍSICOS: Opresión en el pecho, falta de aire, temblores, sudoración, náuseas, vómitos, alteraciones de la alimentación, taquicardia, tensión, rigidez muscular, cansancio, hormigueo...

PSICOLÓGICOS: Inquietud, ganas de huir o atacar, sensación de vacío, sensación de extrañeza o despersonalización, sensación de amenaza o peligro, temor a perder el control, agobio, sospechas, incertidumbre, dificultad para tomar decisiones, inseguridad,...

CONDUCTA: Estado de alerta e hipervigilancia,  torpeza o dificultad para actuar, impulsividad, bloqueos, inquietud motora, hiperactividad, posturas cerradas, rigidez... 

COGNITIVOS: Dificultades de atención, concentración y memoria, aumento de  despistes y descuidos, expectativas negativas, preocupación excesiva, rumiación, pensamientos distorsionados e inoportunos, sensación de confusión, recuerdo sobre todo de cosas desagradables, incremento de las dudas, sobrevalorar pequeños detalles desfavorables...

SOCIALES: Irritabilidad, ensimismamiento, dificultad para iniciar o seguir una conversación, en unos casos, y verborrea en otros, bloquearse o quedarse en blanco, dificultades para expresar las propias opiniones, temor excesivo a posibles conflictos...

No todas las personas tienen los mismos síntomas, ni éstos la misma intensidad. Cada persona, según su vulnerabilidad biológica y/o psicológica, se muestra más predispuesto o susceptible a unos síntomas u otros.

Que paséis un feliz fin de semana!! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario