lunes, 14 de mayo de 2012

¿Cómo estará hoy mi estado de ánimo?


Hace unas semanas hablamos de cómo afectan los cambios estacionales en nuestro estado de ánimo. Hoy os propongo un tema parecido, ¿Cómo afecta el tiempo en nuestras emociones? Vamos a verlo...

No es un tópico. No es lo mismo afrontar un día soleado y luminoso que una jornada gris y lluviosa. Y es que el clima puede llegar a influir mucho sobre el organismo, ya que tanto la temperatura como la humedad ambiental influyen de forma significativa en nuestro ánimo. 

EL SOL

Un día de sol eleva el estado de ánimo, y, por esto, en los países cálidos las personas son más alegres que en los fríos. ¿Cuál es el motivo? La radiación ultravioleta inhibe la producción natural de melatonina, una hormona producida que desencadena el sueño. Por eso, el sol actúa como despertador natural y nos llena de energía. Además, sus rayos disparan los niveles de serotonina, una de las hormonas necesarias para el "bienestar", y cuya carencia es capaz de desencadenar depresiones graves.

Pero hasta lo bueno resulta indigesto cuando se toma en grandes dosis, y lo mismo sucede con las temperaturas. Cuando pasamos una ola de calor, se extiende el mal humor y los consiguientes conflictos. El motivo es que el área de control de temperaturas del cerebro está muy próxima a la de las emociones, y parece que un "recalentamiento" del primero tiene el mismo efecto sobre el segundo.

EL VIENTO

Por otro lado, el viento influye sobre la salud dando lugar a lo que se conoce como ‘ciclonopatía’, ya que, curiosamente, determinados vientos producen alteraciones físicas en muchas personas produciendo sensibles alteraciones como: irritabilidad, insomnio, angustia, fatiga o palpitaciones. 

LA LLUVIA

Existen personas muy sensibles a la lluvia. En ellas lo que ocurre en el exterior influye mucho sobre sus estados anímicos. Aunque parezca extraño estas personas empiezan con cierta sensación de soledad tan solo con ver la el día nublado. Sienten que la ausencia de claridad obstruye su corazón, sin importar la hora sienten que todo está obscuro asocian esta obscuridad con soledad, quietud y lejanía.
Hay que tener en cuenta que no es toda clase de día lluvioso la que causa en ellos este cambio de estado de ánimo. Todo depende también de cómo se sienta en esos días y de si tienen a su lado personas que les emiten cierta energía y compañía.

Es curioso saber cómo el tiempo puede llegar a influirnos de esta manera ¿verdad?

Hasta el próximo día...

2 comentarios:

  1. Sin duda alguna!Por mi experiencia propia, despues de 7 semanas seguidas de lluvia en Birmingham (UK) ..ayer salió el so! y todo parecia diferente, la gente estaba en la calle, con amigos al aire libre o jugando en los parques. Ya no se encontraba esa gente seria con la que me cruzo habitualmente por la ciudad. PD: Me encanta tu blog Amparo!!! :)Anna

    ResponderEliminar
  2. Gracias Anna!!! Es increíble como puede influir tanto el tiempo en las personas, muchos somos conscientes de que estos cambios nos afectan, otros no se dan cuenta o nunca se han parado a pensarlo!!!

    P.D: Espero que estos días en Birmingham siga luciendo el sol y puedas disfrutar más si cabe de esa ciudad.

    ResponderEliminar